Quickribbon IMPACTO DE DIOS: LA SANTIFICACION.
PROCLAMANDO EL MENSAJE DE SALVACION HASTA LOS CONFINES DE LA TIERRA..!!!

LA SANTIFICACION.

Introducción

Hoy hablaremos de la santificación, esto significa ser apartado o consagrado para Dios, la escritura nos dice que Dios nos ha escogido, nos ha apartado para El:

Ezequiel 20
12 También les di mis días de reposo por señal entre ellos y yo, para que supieran que yo soy el Señor, el que los santifica.

Recuerdas como el Señor tomo al pueblo de Israel como su heredad, El los apartó de entre las demás naciones para que fueran su especial tesoro, pero esto es solo una figura de la verdadera santificación que Dios haría con nosotros mediante el sacrificio de Cristo:

Efesios 5
25 Maridos, amad a vuestras mujeres, así como Cristo amó a la iglesia y se dio a sí mismo por ella, 26 para santificarla, habiéndola purificado por el lavamiento del agua con la palabra, 27 a fin de presentársela a sí mismo, una iglesia en toda su gloria, sin que tenga mancha ni arruga ni cosa semejante, sino que fuera santa e inmaculada.

Si amado hermano, tu y yo somos parte de esa Iglesia que Cristo ha apartado para El, el quiere que alcancemos su gloria, que no tengamos mancha ni arruga ni ninguna contaminación, que seamos santos, la santificación es ese proceso amado hermano que Dios ha iniciado con el sacrificio de Cristo para hacernos santos y sin mancha para presentarnos como su pueblo, un pueblo especial como lo describe el Apóstol Pedro:

1 Pedro 2
9 Pero vosotros sois linaje escogido, real sacerdocio, nación santa, pueblo adquirido para posesión de Dios, a fin de que anunciéis las virtudes de aquel que os llamó de las tinieblas a su luz admirable;


Dios ha proporcionado la santificación a través del sacrificio del Señor Jesucristo, pero es nuestra decisión el aceptarlo, si nosotros queremos entonces Dios hará su obra purificadora en nosotros por su Espíritu Santo, esto es lo que llamamos andar por el Espíritu, vivir en santidad es dejar que el Espíritu Santo nos guíe y haga la obra de limpiarnos y perfeccionarnos para el Amado, el Apóstol Pablo explica esto a los romanos, cuando aceptamos el sacrificio de Cristo hemos iniciado este proceso cuya meta es la santificación total:

Romanos 6
19 Hablo en términos humanos, por causa de la debilidad de vuestra carne. Porque de la manera que presentasteis vuestros miembros como esclavos a la impureza y a la iniquidad, para iniquidad, así ahora presentad vuestros miembros como esclavos a la justicia, para santificación. 20 Porque cuando erais esclavos del pecado, erais libres en cuanto a la justicia. 21 ¿Qué fruto teníais entonces en aquellas cosas de las cuales ahora os avergonzáis? Porque el fin de esas cosas es muerte. 22 Pero ahora, habiendo sido libertados del pecado y hechos siervos de Dios, tenéis por vuestro fruto la santificación, y como resultado la vida eterna.


El motivo muchas veces de que nuestra vida no avance es que estamos contaminados, es decir lo contrario a vivir en santidad, recuerdas cuando Maria la hermana de Moisés y Aarón murmuraron contra Moisés (Éxodo 12:1-15), Dios descendió en su nube y los reprendió, Maria quedo contamina de lepra y fue sacada del campamento para no contaminarlo, el campamento se detuvo hasta que Maria fue limpia de su contaminación. Aquí vemos dos situaciones, 1) Maria fue sacada del campamento fuera de la protección de Dios y 2) el campamento se detuvo y no avanzo hasta que María fuera limpia de lepra.

Hoy en día, ¿Cuantos de la Iglesia del Señor en todo el mundo, aquellos que Cristo ha comprado con su sangre, estarán como Maria contaminados viviendo fuera de la protección de Dios y al mismo tiempo atrasando el avance de la Iglesia? Amado hermano hasta que todos empecemos a andar en paz y santidad la iglesia empezará a avanzar de gloria en gloria, Dios prometió que la gloria de la casa postrera será mayor que la gloria de la casa primera (Hageo 2:9). La casa primera (la Iglesia del principio) como vemos en el libro de los hechos era poderosa en Dios, prodigios y milagros eran cada día, la unidad y el amor era intenso y genuinos, todos compartían lo que tenían. La gloria de la casa primera empezó con el derramamiento del Espíritu Santo, este es el secreto, lo que trajo santidad a la Iglesia fue el Señorío del Espíritu Santo, lo único que puede hacer que el pueblo de Dios hoy día pueda ser transformado a la imagen del Señor Jesús es ser lleno del Espíritu Santo, viviendo una vida bajo el Señorío del Espíritu Santo, hacer lo que el diga, cuando El lo diga, y como El lo diga.

Reflexión

Si amado hermano, hoy más que nunca debemos clamar a una voz toda la Iglesia del Señor para que sea el Espíritu Santo el que gobierne la Iglesia, hoy en día nos llenamos la boca diciendo que El Espíritu Santo es nuestro Señor pero no hacemos lo que El nos dice, la escritura declara:

2 Timoteo 2
19 No obstante, el sólido fundamento de Dios permanece firme, teniendo este sello: El Señor conoce a los que son suyos, y: Que se aparte de la iniquidad todo aquel que menciona el nombre del Señor.


Dios quiere que hagamos su voluntad, y esta es su voluntad, que seamos santos, sin manchas, apartados para El como vasos de honra en los que El se manifieste.

1 Tesalonicenses 4
3 Porque esta es la voluntad de Dios: vuestra santificación; es decir, que os abstengáis de inmoralidad sexual; 4 que cada uno de vosotros sepa cómo poseer su propio vaso en santificación y honor, 5 no en pasión de concupiscencia, como los gentiles que no conocen a Dios; 6 y que nadie peque y defraude a su hermano en este asunto, porque el Señor es el vengador en todas estas cosas, como también antes os lo dijimos y advertimos solemnemente. 7 Porque Dios no nos ha llamado a impureza, sino a santificación. 8 Por consiguiente, el que rechaza esto no rechaza a hombre, sino al Dios que os da su Espíritu Santo.



Seamos Santos como nuestro Padre es Santo.



EVANGELISTA DANIEL SANTILLAN



“Necesitamos hombres ardiendo al rojo vivo, que irradien el fuego con tan intenso calor; que no podamos siquiera acercarnos sin sentir que nuestros corazones se están quemando; hombres como relámpagos lanzados de la misma mano de Jehová, despedazando estrepitosamente cada cosa que se opone en su camino, hasta que lleguen a su blanco : Hombres impulsados por la Omnipotencia ! ”Charles H. Spurgeon (1834-1892)

EL JUICIO EN EL GRAN TRONO BLANCO

DIOS LES BENDIGA..!

APOYE NUESTRO Ministerio con una ofrenda de Amor voluntaria.. ello nos permitira avanzar y alcanzar mas vidas por medio de nosotros.. Haga Click.. abajo y siga los pasos.. PAY PAL es facil y seguro.
Luego de abonar su ofrenda confirmenos por medio de un Email.. su aporte, le estaremos eternamente agradecidos..

revelacionds@hotmail.com

Gracias por visitar Ministerios Impacto de Dios.